Cursos de formación para Misioneras y Misioneros Identes y Superiores en Roma

5

Desde el 17 al 30 de agosto han tenido lugar en la Sede presidencial del Instituto Id de Cristo Redentor Misioneras y Misioneros Identes en Roma dos cursos de formación: uno dirigido a la formación de rectores y rectoras ascéticos o directores espirituales, y otro específicamente para las superioras y superiores del Instituto.

5

Desde el 17 al 30 de agosto han tenido lugar en la Sede presidencial del Instituto Id de Cristo Redentor Misioneras y Misioneros Identes en Roma dos cursos de formación: uno dirigido a la formación de rectores y rectoras ascéticos o directores espirituales, y otro específicamente para las superioras y superiores del Instituto. En cada curso han participado alrededor de 150 misioneras y misioneros provenientes de 19 países en los cuatro continentes donde están presentes: América, África, Asia y Europa.

Los cursos ha sido impartidos fundamentalmente por el Presidente del Instituto Id, P. Jesús Fernández Hernández, por el Superior General de la rama masculina, P. Luis Casasús, y por la Superiora General de la rama femenina, Da. María del Carmen García. El Presidente trató sobre el núcleo del carisma idente tal y como le fue inspirado al Fundador del Instituto Id, Fernando Rielo Pardal (1923-2004), quien siempre transmitió que la vida espiritual es lo más natural y sencillo y que la clave está en el Evangelio.

Además, el P. Jesús Fernández también reflexionó sobre la esencia de la vocación religiosa, partiendo de las palabras que el Papa Francisco ha pronunciado en su viaje a Corea cuando dijo que hay que vivir y transmitir la vida religiosa con la alegría y belleza que contienen.

Otros temas que se han tratado han sido la oración como un estado filial; la forma de estructurar los retiros Motus Christi instituidos por el Fundador del Instituto Id, Fernando Rielo; el periodo formativo de los jóvenes que desean ingresar en el Instituto y algunos temas de actualidad que afectan a los cristianos y a la sociedad general y que requieren una respuesta desde la fe, como el aborto, la eutanasia, la medicina reproductiva, la manipulación genética, la ideología de género y la creciente dependencia de los medios digitales en los jóvenes.

En el curso de Superiores, el Presidente partió de las palabras del Papa Francisco en el ángelus del 24 de agosto, y habló del Superior como una roca en la que se apoya toda la provincia, y que está dotado de una fe que mueve montañas y de una auténtica caridad. La Superiora General desarrolló el concepto de gobierno místico, tal y como lo transmitió el Fundador de los Misioneros Identes, para quien el gobierno de un superior o superiora es místico porque procede de un estado de unión mística con la Santísima Trinidad. El Superior General, por su parte, habló de las virtudes y vicios de un superior partiendo de la doctrina de San Buenaventura, de San Francisco de Sales, del Presidente del Instituto Idente y del Fundador del mismo, para quien la esencia del acto de gobierno es buscar la santificación de todos los miembros.

Han sido días de una entrañable convivencia en la que los misioneros y misioneras identes han podido compartir las experiencias y actividades que desarrollan en cada una de sus misiones como son la dirección de universidades en Ecuador y Bolivia, la dirección de centros educativos en Perú, Bolivia y Ecuador; hogares infantiles en Perú; parroquias en diócesis tan diversas como Nueva York, Bogotá, Santa Cruz de la Sierra, Cádiz, París, Berlín, Praga, Manila y Yaoundé (Camerún); la dirección de monasterios en España e Italia y la labor que se realiza especialmente en el mundo universitario y juvenil en Tailandia, India, Japón y Filipinas. También compartieron la riqueza cultural y folclórica de todos estos países.

Cada día se clausuraba con la celebración de la Eucaristía y momentos intensos de oración.
Durante los dos cursos, se participó en el Angelus del 24 y en el del 31 de agosto; se visitó Asís para seguir las huellas de San Francisco, santo a quien amaba mucho Fernando Rielo; y se recorrieron las distintas basílicas y lugares santos de Roma en los que el Fundador de los Misioneros Identes puso distintos signos de la fundación del Instituto y de su amor a la Iglesia y al Santo Padre.

28   29
 42  12
 23  20